¿Qué es un agente inmobiliario?

El agente o asesor inmobiliario es un profesional que se encarga de gestiones de compra - venta  o alquiler de bienes inmuebles. Pueden ser independientes, autónomos colaboradores de una marca o contratados por una agencia inmobiliaria.

Algunas de las tareas que llevan a cabo los agentes inmobiliarios de Convivencia son:

  • Contactar con el propietario de un inmueble ya sea en venta o alquiler para ofrecer el servicio de gestión.
  • Visitar el inmueble con el objetivo de analizar y valorar su precio respecto al mercado, ubicación y características.
  • Preparar la vivienda, oficina o local para su venta o alquiler. Esto implica tener un plan de marketing, hacer fotografías, solicitar el certificado energético en caso de no tener, preparar la ficha descriptiva con sus características y publicarlo tanto en la web y compartirlo en nuestra web de Convivencia.
  • Organizar visitas y asesorar a los clientes.
  • Seguimiento de las distintas tareas que se lleven a cabo así como sus resultados e informar a los propietarios.

Los asesores inmobiliarios de Convivencia escuchan atentamente para entender las necesidades de los clientes y poder así asesorar de la mejor manera posible, para ello conocen a la perfección el mercado. Otros aspectos a destacar de nuestros agentes son:

  • La capacidad de comercialización al vender, publicitar y dar a conocer la cartera de inmuebles disponibles.
  • El don de negociación respetando las decisiones de los clientes para llegar a un acuerdo.
  • Atención personalizada, mostrando cercanía, interés y generando confianza.
  • Formación continua e interés por crecer como persona y profesional.
  • El servicio postventa, es decir el trabajo del asesor inmobiliario no termina una vez cerrada la venta y firmado el contrato.
  • Actitud y predisposición.
  • Y sobretodo, entienden que la colaboración es la clave para alcanzar el éxito y para ofrecer un mejor y eficaz servicio de gestión inmobiliaria.